25 Instantáneas de José Agustín Solórzano o Úntese de ese perfume que en abonos le compré8 min de lectura

Héctor Alvarado Díaz

1. ¿Te brincas los géneros?

Me los paso por “Losdeabajo”. Los géneros le interesan más a los libreros y a las editoriales. ¿Cómo vendo el libro?, ¿en qué estante lo pongo? A los escritores nos interesa, o debería interesarnos, escribir. Yo escribo lo que me gustaría leer y los libros que más me gustan son los que se “brincan” los géneros: esas novelas que deambulan entre el diario, la biografía o el ensayo; los ensayos que echan mano de la mejor prosa poética o los poemas en los que de pronto encontramos una disertación filosófica, por ejemplo.
Escribo como quien sale a caminar a la calle sin saber muy bien para dónde va.  

2. ¿Batallas para nombrar a tus personajes?

Depende de lo que esté escribiendo. Pero en general no tanto. Soy medio trágico, me gusta que el personaje lleve el destino en su nombre y por ahí me voy para bautizarlos.

3. Marvel contra Dragon Ball: ¿qué onda con eso?

Aunque disfruté un montón sus últimas películas, me quedo con Dragon Ball, no sólo crecí sumergido en su épica, sino que también es definitivamente la serie con los personajes más fuertes. Nadie puede dudar que Gokú le partiría la cara a cualquier héroe de Marvel de un solo y mortal puñetazo.

4. Cinco películas de tu pecho amante.

Uy, hay un montón. Te diré las cinco buenas que se me vienen a la mente ahora mismo: Synecdoche New York, A Ghost Story, El incidente, Mártires, Interestelar…

5. ¿Cuándo dejaste  de ser niño?

Nunca. Antes creía que sí, lo negaba. Pero luego maduré y me di cuenta que sigo siéndolo, pero ahora, legalmente, puedo beber.

6. ¿Usarías falda para ir a la Facultad?

Preferiría no hacerlo. Lo de ir a la facultad, digo. Lo de usar falda, claro.

7. Antros preferidos en Morelia.

Te diría que ya no tengo, incluso que ya ni hay buenos bares o antros en Morelia, pero pensándolo bien eso decimos todos los que llegamos a cierta edad y preferimos quedarnos en casa o ir a la de algún amigo; así que mejor te digo que mi antro favorito es cualquier sitio donde haya un buen pretexto para beber, platicar y olvidarnos un poquito de la mierda del mundo.

8. Clarividente: ¿Algún día nos pagará la SECUM?

Sí, a güevo. Ahora que Alfredo Carrera sea secretario de Cultura nos va a pagar hasta con intereses, mano.

9. ¿Alfredo Carrera terminará la maestría?

En esas anda. Encontró lo que más le gusta hacer: tener una beca y platicar en los cafés con gentes de derecha que estudian una carrera de izquierdas.

10. ¿Cuándo comenzó tu camino?

Ni idea, pero sospecho que en algún momento de mi vida una parte de mí se dio cuenta que tenía un talento nato para morirse de hambre.

11. ¿Eres fotogénico?

Para nada. Fíjate: todos los días me despierto y me veo al espejo y digo: chingado, que soy guapísimo, pero luego viene un hijueputa y me toma una foto sólo para mostrarme que mi ego y los lentes de las cámaras no coinciden un carajo.

12. ¿Gastas mucho en libros?

Cuando hay qué gastar. Sí, es muy difícil que entre a una librería y no compre algo. Obviamente tengo muchos más libros de los que puedo leer. Ahora hay una lista de más de 300 pendientes.

13. Un momento feliz y un momento desgraciado.

Me siento feliz al menos una vez al día, o lo intento. Por la noche, cuando me tiro en el sillón, con B, y vemos una película, o el capítulo de la serie en turno mientras cenamos algo. O cuando comparto un trago con mis amigos y reímos por tonterías. Lamentablemente los momentos desgraciados también están presentes cotidianamente, pero uno en específico sucedió hace unos meses, cuando murió mi abuela y tuve que hablar al teléfono con mi padre y escucharlo llorar.

14. ¿Michoacán es chido?

Claro. Nos adoptó. Es un estado chingón, con buena comida, ciudades increíbles y un montón de gente maravillosa.

15. ¿Batallas para despertarte en la mañana?

Sí, siempre me ha gustado dormir. Diría Freud que prevalece en mí la pulsión de muerte. Y tal vez sea algo así. Por mí me quedaría en la cama hasta pasadas las 12.

16. ¿Tu narrativa aborda la violencia o la pertinencia?

La violencia está muy presente en todo lo que escribo, en mis novelas también y de una manera en ocasiones bastante directa; por otro lado no sé muy bien a qué te refieres con pertinencia; tal vez a que el tema de la violencia es pertinente a los tiempos que vivimos. No lo sé, creo que mi literatura aborda la violencia pero no sólo como un tema pertinente, sino también como un asunto vital; la literatura es una forma de violentar el lenguaje, de fragmentar la comunicación cotidiana para llevarla a otro nivel. El escritor parte de la violencia y su tarea, al menos la mía, es sublimarla.

17. ¿Tachas, borras y vuelves a empezar?

Muy pocas veces vuelvo a empezar. Más bien escribo, escribo, escribo, descanso, y luego regreso, releo, borro, tacho, agrego y vuelta a empezar con el escribo, escribo, escribo…

Son dinámicas diferentes. Para la poesía soy más valemadrista, lo dejo fluir y al final trabajo con el lenguaje; pero en la narrativa o el ensayo siempre intento detenerme y pensar un poco más. En las novelas me frena la trama, siempre tengo que estarla domando para que no se vaya por otros lados.

18. ¿Coleccionista o valemadrista?

Depende, colecciono libros por ejemplo, y en general tengo muchas cosas de las que no me deshago por puro capricho; pero por otro lado soy valemadrista en otros sentidos, no pienso mucho las cosas antes de decidir, soy muy visceral para muchas cosas y eso me ha traído muchos problemas, y también mucho material de escritura.

19. ¿Tienes enmarcada la foto de algún/a escritor/a?

No, lo único enmarcado en mi casa son los rompecabezas que B ha armado. Pero varios escritores me han marcado y lo siguen haciendo, tal vez otra forma de “enmarcarlos” ha sido poniéndole el nombre de algunos de ellos a mis gato(a)s.

20. ¿Te ha levantado la policía?

Fíjate que sí tengo varias anécdotas non gratas con esos cabrones, pero gracias a Dios y a la virgencita de Guadalupe nunca me han llevado a barandillas, o peor, a alguno de sus parajes sin vuelta.

21. ¿Celosito?

No, no, cómo crees. Pero tú para qué quieres saber eso.

22. ¿Mac o PC?

PC, pero si tuviera me compraría una de cada una. ¡Que viva el libre comercio!

23. ¿Echas toda la carne al asador?

Claro, hay que vivir con ganas y con hambre.

24. ¿Imaginas algún lector ideal?

Es un tema complejo. Para que hubiera un lector “ideal” tendría que haber un libro “ideal”, tal vez un escritor “ideal”. No creo que exista tal cosa. Leer es interpretar y la interpretación es una cosa subjetiva, el libro nada más es un mapa. Así que más bien cada escritor puede tener en la cabeza a un lector ideal al momento de escribir su libro. Yo lo tengo para cada libro, y pienso en un lector festivo, profundo, enfurecido, que lo mismo me aplauda que me mande al carajo.

25. ¿Habitante confeso de las redes sociales?

Sí, soy de la generación que creció con el auge del internet. Me es difícil imaginar la vida cotidiana sin Internet. Paso mucho tiempo en las redes sociales, de manera intermitente, son un horror inevitable, pero a veces, además funcionan como detonantes para escribir o para charlar con amigos que de otra forma tendrías lejos.


José Agustín Solórzano (Guanajuato, 1987).

Autor de los libros de poesía Dos versiones del libro que no escribí (Abismos, 2017), Ni las flores del mal ni las flores del bien (Premio de Poesía Carlos Eduardo Turón; Secum, 2015), Monomanía del autómata (FETA, 2014), Alguien ha salido a buscarme (Diablura, 2012) y Versos, moscas y poetas (Premio Michoacán Ópera Prima; Secum, 2009). También es autor de Cuaderno de ensayo (Premio de Ensayo María Zambrano; Secum, 2017) y de las novelas Ciudad en blanco (Secum, 2019) y Rompecabezas (FOEM, 2015). En 2019 obtuvo una mención honorífica en el Premio Nacional de Ensayo Joven José Luis Martínez, en 2017 fue ganador de los Juegos Florales Nacionales de Lagos de Moreno y de la Condecoración al Mérito Juvenil de Morelia. En 2015 obtuvo el Premio Regional de Literatura para Niñas y Niños del Instituto de Cultura de Guanajuato.

Notas relacionadas

Danos tu opinión: