Materia oscura: Informe de un Lisolíngüe

Guillermo Meléndez Por el milagro de la ecdisis, mi piel se renovaba con frecuencia y mis escamas estaban siempre deslumbrantes cómo láminas de jade, como lentejuelas de bombacho de suripanta meneándose bajo la euforia de un charlestón. Mi lengua y mis dos pequeños hemipenes de triple cabeza, fueron los ingredientes básicos del famoso bebistrajo “Lázaro” que desde la conquista hasta el porfirismo fue usado en toda la comarca como afrodisíaco, teniendo entre sus consumidores más célebres al Obispo Verger, al Ojo de Vidrio y al Gobernador De Vergara y Mendoza.…